Trigger

Vacaciones de verano, un gran momento para leer y mejorar los aprendizajes

17 de enero de 2019

La lectura es la puerta de entrada al conocimiento, permite estimular la creatividad y la imaginación, abrir nuevas conversaciones y mostrar mundos nuevos. Leer por gusto ayuda también a mejorar los aprendizajes, así lo demuestran estudios nacionales e internacionales. A continuación, el astrofísico José Maza, la actriz Luz Valdivieso, la periodista Matilde Burgos y el escritor Rafael Gumucio, entregan sus recomendaciones para leer sin obligación estas vacaciones.

 Leer es una forma de abrir la mente y aprender divirtiéndose, especialmente cuando hay más tiempo, como sucede durante las vacaciones. Así lo confirman una serie de personalidades, que nos cuentan sus trucos para disfrutar de la lectura e incentivar a sus hijos, familia y amigos a leer por diversión.

Luz Valdivieso, actriz de Mega, cuenta su táctica para promover la lectura en sus hijos: “fomento la lectura haciéndoles un plan lector ahora que no están en clases. Soy súper estricta en eso. Considero que tienen que tener el hábito de leer y entretenerse haciéndolo. Tengo una biblioteca de la municipalidad frente a mi casa, de ahí saco los libros. Busco títulos que los entretengan y si alguno los aburre, se los cambio al tiro por otro”.

Valdivieso confirma lo que muestran los estudios sobre motivación a la lectura: hay que leer con y por gusto. En este sentido, los padres son fundamentales para promover una relación positiva con la lectura. Al respecto, la actriz tiene una fórmula infalible: “lo que hago es hacerles un ofrecimiento: el mismo tiempo que pasan leyendo, se lo ganan en pantalla. Entonces, si leen una hora y media, pueden ver una película en la noche”.

Por su parte, José Maza, astrofísico chileno y Premio Nacional de Ciencias Exactas en 1999, prefiere ir directo a una recomendación veraniega: el libro 21 Lecciones para el Siglo XXI, de Yuval Noah Harari. Mientras prepara su exposición para el Congreso Futuro, que se desarrolla del 14 al 20 de enero en Chile, recalca que es muy importante actualizarse sobre lo que viene en los próximos 20 a 60 años para la humanidad. “En este libro se discuten todos los desafíos que traerá el siglo XXI, cómo se viene la mano con la robotización, la automatización, cómo serán los nuevos trabajos o los cambios sociales que traerán todos estos eventos”, dice.

Y es que, para Maza, leer este tipo de libros en particular, “nos hace pensar cómo va a ser la vida en el mundo en general y en Chile en especial en los próximos años. Entonces lo recomiendo absolutamente como una lectura de verano”.

Para varias personas, las vacaciones de verano son el momento ideal para iniciar o retomar alguna lectura pendiente. Es el caso de Matilde Burgos, periodista de CNN Chile que, confiesa, siempre tiene apilados unos cuantos ejemplares y es durante la época estival cuando trata de ponerse al día. Burgos recomienda atreverse a visitar las librerías, explorar y proponerles estas visitas como un panorama a los más pequeños. “Tengo una hija de 11 años y siempre la hemos estimulado con la lectura. Cuando era pequeña, leyéndole cuentos. Después, hemos ido transformando en panorama ir a las librerías. Y siempre que entramos, salimos con un libro”, asegura.

Pero no solo hay momentos ideales para leer, también hay lugares favoritos. En eso coinciden la actriz Luz Valdivieso y el escritor Rafael Gumucio. El lugar ideal para ambos es uno bien simple y que usamos a diario: la cama, y leer antes de dormir, aunque sea por unos pocos minutos. Gumucio asegura que es un gran método y que se puede lograr bastante: “Muchas veces leo para dormir. A veces leyendo solo un poco, uno puede leer mucho de 15 en 15 minutos cada día”, afirma.

 

Sugerencias para aumentar el interés por la lectura

Relacionar lugares queridos o que se desee conocer a través de la trama de los libros: “Este año fui por primera vez a Europa y leí una novela llamada Nada de Carmen Laforet, contextualizada en la España de posguerra. Ahora acabo de terminar la saga de Una Amiga Estupenda, que ocurre en Nápoles, de Elena Ferrante” – Luz Valdivieso, actriz.

«Leer cosas actuales o que nos muestren hacia dónde vamos como seres humanos» – José Maza, astrofísico, Premio Nacional de Ciencias Exactas 1999.

Leer aquellos libros que se refieran a una época importante para la humanidad, o los imprescindibles: “El Príncipe, de Nicolás Maquiavelo, que pese a ser un tratado político del siglo XVI, es muy actual, porque analiza al hombre y el ejercicio del poder. O Los Borgia, de Mario Puzo, que describe a una poderosa familia del Renacimiento, donde el poder muestra sus límites morales” – Matilde Burgos, periodista.

Buscar textos que reflejen los problemas propios de los jóvenes, los problemas existenciales, como El Guardián entre el Centeno de J.D. Salinger, El Extranjero de Albert Camus, o Demian de Hermann Hesse. “Son todos libros que plantean las dudas que uno tiene en ese momento, pero que abren la mente” – Rafael Gumucio, escritor.