Trigger

La lectura se vive a diario en la escuela Edmundo Vidal Cárdenas de Peralillo

26 de octubre de 2018

Equipo directivo, profesores, estudiantes y apoderados. Toda la comunidad educativa de la escuela Edmundo Vidal Cárdenas de Peralillo, Región de Coquimbo, está de acuerdo: la lectura es imprescindible para avanzar. Desde ahí trabajan a diario para que niños y niñas desarrollen sus habilidades lectoras a partir de los primeros años de escolaridad, algo que les está reportando buenos resultados.

A cinco kilómetros de Vicuña se ubica Peralillo, una de las comunas más pequeñas del Valle del Elqui. Es en esa localidad donde se emplaza la escuela, recinto que con casi 400 alumnos destaca por sus estrategias para el desarrollo de la comprensión lectora y argumentación, una labor que no solo se lleva a cabo en la asignatura de Lenguaje, se trata de un esfuerzo de todos.

“Nos dimos cuenta de que la práctica de la comprensión lectora era esencial para avanzar en otras áreas de la educación” afirma convencido Ruperto Pizarro, director del establecimiento -y finalista del Global Teacher Prize Chile 2018-  quien además cuenta que el proceso previo a esta práctica fue discutido en jornadas de reflexión pedagógica, en las que también participaron asistentes de la educación, estudiantes y padres y apoderados.

De esos encuentros, agrega, surgieron varias ideas que luego fueron analizadas por los profesores en un trabajo colaborativo que dio muchos frutos.

En tanto, para la profesora de Lenguaje y Comunicación, Viviana Riveros, uno de los indicadores que ha permitido la fluidez de estas buenas prácticas es el compromiso de los docentes de la escuela.

Al respecto, comenta que las actividades relacionadas con la comprensión lectora son guiadas por todos los profesores –no solo por los de la asignatura–, luego cada uno de ellos observa sus resultados y finalmente los expone al equipo docente; desde ahí se propicia la retroalimentación para tomar decisiones en conjunto y favorecer la mejora.  “No solo nos interesa la nota. También nos importa lo que aprendieron los niños”, reflexiona.

Los estudiantes también valoran mucho este esfuerzo. En esa línea, Kevin Carmona menciona que en la escuela se fomenta la lectura desde pequeños porque se trata de un hábito que se desarrolla con el tiempo. “Leer es algo primordial”, asegura porque “mejora el vocabulario y permite aprender nuevas palabras y desarrollar una buena forma para expresarse”.

Ruperto Pizarro precisa que las estrategias pedagógicas relacionadas con el despliegue de las habilidades lectoras han hecho que los niños, niñas y jóvenes sientan “mayor pasión por la lectura”, sean visitantes asiduos de la biblioteca del colegio y, también, tengan mejores resultados académicos. “Aquí hay un equipo de trabajo sólido, con ganas de trabajar y enfocado en nuestros estudiantes”, comenta, y añade: “todo lo que hagamos hoy por los estudiantes marcará sus vidas para siempre”.

Conoce más sobre la práctica educativa de la escuela Edmundo Vidal Cárdenas en el siguiente video: