Trigger

Asistencia escolar: es mejor estar presentes

31 de julio de 2018

¿Cómo afecta a los estudiantes la inasistencia a clases?, ¿cuáles son las razones por las cuales los niños y niñas faltan al colegio? y ¿de qué manera las comunidades escolares pueden asegurar la asistencia escolar?, fueron algunas de las interrogantes planteadas el sábado 28 de julio en el programa radial de la Agencia, capítulo que contó con la participación de Marcela Marzolo, directora ejecutiva de Fundación Oportunidad.

En conversación con Verónica Franco y Carlos Henríquez, Secretario Ejecutivo de la Agencia, Marzolo aseguró que la inasistencia –sobre todo la que se considera ausentismo crónico precoz, aquel donde hay más de un 10 % de inasistencia durante el año escolar– conlleva “un impacto en los aprendizajes tanto académicos como los del área socioemocional y en la forma en cómo los niños se vinculan con sus pares”.

La directora ejecutiva de Fundación Oportunidad añadió que es en la sala de clases donde los estudiantes de los primeros niveles de escolaridad “aprenden hábitos y normas; aprenden a autorregularse, a convivir con un grupo de niños y otras cosas que se pierden cuando no asisten a clases. Cada día pasan cosas en la sala”.

Acerca de por qué los niños y niñas se ausentan de la escuela, Marcela Marzolo comentó que a partir del estudio que Fundación Oportunidad realizó entre 2008 y 2011, la idea de que el ausentismo ocurría en caso de enfermedad se amplió a muchos más factores. Afirmó que junto con las patologías (30 % de las razones), se sumaron otras razones: desde el frío, la lluvia y el sueño, hasta la carencia de rutinas, algo que merma la posibilidad de tener un horario para realizar tareas como levantarse y acostarse a una cierta hora, comer, entre otras. Marzolo aseguró también que estudios internacionales han confirmado que la ausencia puede provocar en los estudiantes una baja en los resultados académicos en 1° y 5° básico, lo que en ocasiones trae secuelas como la repitencia e incluso la deserción escolar.

Para la experta, muchos de estos factores “tienen como base el desconocimiento de la importancia del nivel de educación inicial” y por eso recalcó la relevancia de estrategias para incentivar la asistencia escolar. Al respecto, comentó que en Fundación Oportunidad existen actualmente lineamientos generales que tienen que ver con cómo prevenir la inasistencia de los niños, algo que se trabaja con los padres y apoderados a través de la entrega de información, y otros más específicos, que se abordan en un comité de asistencia liderado por el director del establecimiento.

Para Carlos Henríquez, la importancia de valorar la asistencia escolar es esencial y debe comenzar por los adultos: directores de establecimientos, profesores, padres y apoderados. “Los niños y niñas que van regularmente a clases aprenden más, no solo Lenguaje y Matemática, sino que también desarrollan mejor sus habilidades socioemocionales, es decir, sobre cómo relacionarse con sus profesores y compañeros, respetar a los demás, etc.”, afirmó Henríquez y aseguró: “no da lo mismo faltar a clases”.

También puso énfasis en los establecimientos que durante los últimos años han avanzado y mejorado en todo orden de cosas. En ellos, dijo, los niños tienen mejor asistencia; por lo tanto, el desafío para directores y profesores está en que si hay inasistencias, se observe cada caso para identificar los motivos personales de las faltas. Por último, subrayó la importancia de inculcar buenos hábitos desde pequeños y a partir de eso comenzar a marcar la diferencia.

Puedes escuchar el programa completo AQUÍ.