Trigger

Aprender a través de la música

17 de septiembre de 2019

En la edición del sábado 14 de septiembre, conversamos en Agenda Calidad sobre cómo la música se convierte en un instrumento pedagógico importante para el desarrollo integral de los estudiantes, con la directora de la Escuela de Orquestas de la Fundación de Orquestas Juveniles e infantiles (FOJI) y con dos estudiantes que forman parte de estas orquestas.

Sin duda, los efectos positivos de la música la llevan a convertirse en una herramienta pedagógica que ayuda a desarrollar aprendizajes y habilidades en niños y jóvenes. Carolina González, directora de FOJI, fue la invitada al pasado programa radial de la Agencia, quien, junto a Gabriela Cares, jefa de la División de Estudios Internacionales de la Agencia y al periodista Gonzalo Araya, conversaron sobre la importancia de la música en el aula.

Tras dieciocho años de actividad, la FOJI cuenta con más de 500 orquestas comunales juveniles e infantiles, en 221 comunas del país. Son cerca de 25 mil participantes que ofrecen alrededor de tres mil conciertos anuales en todo el país.

Si bien parte de la labor de la FOJI es potenciar los talentos musicales, quienes participan en las distintas agrupaciones aprenden mucho más que a tocar un instrumento. “La música es el motor que te genera el amor por escuchar. Aprender un instrumento a los 8 o 9 años es maravilloso. Te permite escuchar el entorno, conectarte con tus pares, trabajar en equipo. A ello hay que sumarle que la experiencia de pertenecer a una orquesta conlleva un esfuerzo; planificar los tiempos, dividir las horas para estudiar y tocar, participar de ensayos, etc., pero los beneficios son miles y vemos el entusiasmo de los estudiantes día a día”, indicó González, quien estuvo acompañada en el programa por dos jóvenes participantes de las Orquestas Juveniles: Rebecca Lima Sánchez, del Liceo República del Brasil de la comuna de Santiago y Matilda Ignacia Cid Troncoso de la Escuela Emilia Lascar de Peñaflor, quienes, en violoncelo y flauta traversa, respectivamente, tocaron en vivo y compartieron su experiencia respecto del desafío que conlleva aprender a tocar un instrumento musical.

Para la Agencia, la música es un aporte en la formación de niños y jóvenes. Gabriela Cares indicó que “en sí misma tiene varias aristas de desarrollo, por ejemplo es positiva para el desarrollo de la autoestima de los jóvenes. Hablamos de escuchar, pero también es una forma original de expresarse, en la cotidianidad, con otros, y eso de todos modos los influencia en forma positiva. Esos son factores que desde el sistema educativo estamos impulsando y evaluando periódicamente”.

Escucha el programa completo AQUÍ.