Trigger

Agencia realizará Estudio Nacional de Educación Física

El propósito de esta evaluación es conocer el estado de la condición física de los estudiantes de 8° básico. Para que los alumnos de los colegios seleccionados puedan participar, es fundamental contar con la autorización de los padres y apoderados, quienes además podrán reportar si los y las jóvenes tienen algún problema de salud que les impida realizar el esfuerzo físico que esta evaluación requiere.

Entre el 9 y el 30 de octubre, en todas las regiones del país, la Agencia de Calidad de la Educación aplicará a una muestra de más de ocho mil estudiantes de 8° básico el Estudio Nacional de Educación Física, cuyo objetivo es diagnosticar la condición física de los jóvenes.

Durante la última década, se han diseñado e implementado diversas iniciativas para la promoción de la salud y la actividad física en nuestro país. Entre ellas, destaca la promulgación de la Ley del Deporte en el año 2001, la cual establece, entre otras iniciativas, que “el Ministerio de Educación instituirá un Sistema Nacional de Medición de la Calidad de la Educación Física y Deportiva para ser aplicado al finalizar la Educación Básica”.

Así, la finalidad de esta evaluación es recopilar información para conocer la condición física de los alumnos que terminan su educación básica, para que el sistema educativo cuente con evidencias y pueda entregar orientaciones para generar acciones de mejora integral del proceso de formación de los estudiantes.

La evaluación

El Estudio Nacional de Educación Física consiste en el registro de las medidas antropométricas: peso, altura, perímetro de cintura; y seis test físicos: Test de Cafra, abdominales, salto largo a pies juntos, flexo-extensión de codos, flexión de tronco adelante y Test de Navette.

En los próximos días, los colegios seleccionados para este estudio recibirán la visita previa de los examinadores, la que debe ser coordinada con anticipación. El equipo de examinadores entregará a cada director la autorización que se debe enviar a los padres y apoderados, donde se deja constancia de que su hijo o hija no tiene problemas de salud y que puede rendir el examen o que, debido a una condición médica, no es posible que realicen la evaluación.

La carta debe ser entregada por los estudiantes al colegio dos días hábiles después de enviada.

Invitamos a todos los padres y apoderados de los establecimientos seleccionados para el estudio a completar el formulario y autorizar la participación de los estudiantes, con el fin de contar con información relevante que permitirá evaluar a nivel nacional la condición física de los jóvenes de 8º básico.