Trigger

Agencia de Calidad entregó Categoría de Desempeño a todos los establecimientos de Chile

La Categoría de Desempeño es una herramienta integral que considera varios indicadores de la calidad de la educación. Desde este año el sistema educativo priorizará a las escuelas con menores resultados, entregándoles orientación y apoyo, con el fin de que avancen en calidad y equidad de la educación.

La Agencia de Calidad de la Educación entregó, a través de una carta certificada, a todos los sostenedores y directores de enseñanza básica la primera categoría de desempeño en régimen, que le permitirá al sistema educativo priorizar los esfuerzos en aquellos establecimientos que más requieren orientación y apoyo para avanzar en calidad.

Con la Categoría de Desempeño se amplía la mirada de calidad y se supera la visión únicamente centrada en el Simce, incorporando en esta herramienta tanto a los Estándares de Aprendizaje, como a los Indicadores de desarrollo personal y social (convivencia escolar, autoestima y motivación, participación, equidad de género, entre otros). Además, la Categoría de Desempeño reconoce que trabajar en contextos más vulnerables es más complejo, por lo que considera correcciones socioeconómicas.

“La entrada en régimen de la Categoría de Desempeño es un hito histórico. Después de un importante período de marcha blanca, hoy se constituye el punto de partida desde donde se coordinan y priorizan los esfuerzos del Estado para la mejora de la calidad de todas las escuelas del país”, dijo Carlos Henríquez, Secretario Ejecutivo de la Agencia de Calidad.

Con la entrega de esta categoría a los establecimientos de enseñanza básica, el Sistema de Aseguramiento de la Calidad, compuesto por el Ministerio de Educación, la Superintendencia, el Consejo Nacional de Educación y la Agencia de Calidad, deberán enfocar todas sus acciones en aquellos que más lo requieren.

Desde fines de 2014 la Agencia comenzó la marcha blanca de la Categoría de Desempeño, entregando en tres ocasiones información a los establecimientos sobre su categoría. Gracias a la marcha blanca, el sistema realizó mejoras al plan de Aseguramiento de la Calidad y a la entrega de información. Por su parte, y dado lo importante que fue este período para la educación básica, se estableció que en el 2017 se realizará una marcha blanca para la educación media y que comenzará a regir el 2018.

 

Principales resultados

La Categoría de Desempeño clasifica a los establecimientos en cuatro niveles: Alto, Medio, Medio bajo e Insuficiente.

El Secretario Ejecutivo de la Agencia de la Calidad explicó que con la metodología aprobada por el Consejo Nacional de Educación (CNED) se pudo entregar la categoría al 69% de los establecimientos, que albergan al 96% de la matrícula nacional en básica. El 31% restante (4% de la matrícula), que en su mayoría corresponde a colegios muy pequeños, tendrán una metodología especial, la que está siendo trabajada por el Sistema de Aseguramiento y que deberá ser aprobada por el CNED.

Para los que este año recibieron su Categoría de Desempeño se fijó y estableció una línea base de resultados, donde el 15.7% de los establecimientos tienen categoría de desempeño alto, 48.6% medio; 24.7% medio bajo y 11% insuficiente.

A pesar de que la metodología de Categoría de Desempeño se ajusta por las características socioeconómicas de los estudiantes, persisten resultados inferiores en aquellos establecimientos que trabajan en contextos de mayor vulnerabilidad.

Por otra parte, como país tenemos un enorme desafío en avanzar en equidad de la educación. Los datos muestran que existen regiones (Tarapacá, Antofagasta y Atacama) que presentan una alta concentración de establecimientos clasificados en la Categoría de Desempeño más baja.

“Como Sistema de Aseguramiento creemos que el lugar en el que habitan los estudiantes no puede ser un determinante de la calidad de la educación que reciben, por lo que los gabinetes regionales realizarán planes especiales para las regiones que enfrentan desafíos mayores”, dijo Carlos Henríquez.

En lo que respecta a la matrícula, los establecimientos clasificados en categorías más bajas tienden a ser de menor tamaño que los de desempeño más alto. Así, las escuelas clasificadas en Insuficiente presentan una matrícula promedio de 168 alumnos, en comparación con los 294 que, en promedio, tienen los establecimientos clasificados en categoría de desempeño alta.

La Ley de Aseguramiento de la Calidad de la Educación establece consecuencias a los establecimientos según su clasificación: señala que los colegios que se encuentren cinco años consecutivos en la categoría Insuficiente perderán su reconocimiento oficial, y mandata a la Agencia de Calidad a visitar y aprender de aquellos establecimientos que trabajando en contextos de vulnerabilidad tienen buenos desempeños.

“Estamos convencidos de que la puesta en marcha del Sistema de Aseguramiento es una buena noticia para el sistema educativo. Pondremos al centro a las escuelas para trabajar con ellas y lograr que todos nuestros estudiantes, sin importar dónde viva, cuál sea la dependencia del establecimiento en el que estudia, o cuál es la situación socioeconómica de su familia, reciba una educación de calidad, que le permita desplegar sus talentos y cumplir sus sueños en la vida”, dijo Henríquez.

Un sistema que asegura la calidad

Carlos Henríquez anunció que si bien la ley exige visitar cada dos años a los establecimientos con desempeño Insuficiente, el compromiso del Sistema de Aseguramiento de la Calidad es “orientar y apoyar todos los años a la totalidad de los establecimientos insuficientes, levantando, evaluando y proyectando un proceso de diagnóstico y mejora desde las prácticas de las escuelas”.

Agregó que para esto se entregará información para la toma de decisiones oportunas: “cada director, seremi, sostenedor y apoderado podrá consultar la información correspondiente a su territorio o establecimiento. También existirá material de orientación para que cada colegio pueda considerar y aplicar medidas de mejora”, recalcó.

La Superintendencia capacitará a los sostenedores de los colegios insuficientes en el uso de recursos y focalizará en estos establecimientos el resguardo de los derechos de todos los actores del sistema escolar.

El Ministerio de Educación será el encargado de dar el apoyo necesario para la mejora de las escuelas a través de su trabajo de apoyo pedagógico, escalando buenas prácticas, y preocupándose de la articulación del sistema desde su rol rector.

Además, el Sistema de Aseguramiento también quiere aprender de aquellos establecimientos que trabajando en vulnerabilidad, logran buenos resultados, creando un trabajo colaborativo para conocerlas. Ejemplos de algunos de estos establecimientos están en el libro Se puede, que se repartirá en todas las escuelas priorizadas y que se puede descargar desde el sitio web de la Agencia de Calidad.

Para mayor información los padres y apoderados podrán acceder al sitio web de la Agencia de Calidad para conocer la Categoría de Desempeño de su establecimiento o de cualquier otro.